La verdad tras los hechos de Cabarete

Hoy, nos sumergimos en una historia que revela las sombras detrás de un acto de valentía y desesperación. Conversamos con la señora Altagracia Romano, también conocida como Taro, madre de Dayana Reinoso Romano, una mujer que se vio obligada a defender a sus hijas de una amenaza inminente.

Según la señora Romano, su hija Dayana se encuentra actualmente recibiendo atención médica después de un incidente lamentable que ocurrió en Cabarete, Puerto Plata. Agradece a los medios de comunicación que dieron informaciones a esta historia, pero siente la necesidad de aclarar algunos puntos cruciales.

El agresor, según Taro, sigue libre, caminando impunemente por las calles. Esta situación, según ella, se debe a un oscuro juego de influencias y sobornos en el sistema legal. Sorprendentemente, la abogada que representaba a Dayana en el caso recibió 230 mil pesos como honorarios, pero la parte contraria ofreció una suma mayor y, como consecuencia, el violador sigue suelto.

Dayana, en un acto desesperado por proteger a sus hijas y defender su honor, tomó la justicia en sus propias manos. Con un martillo en mano, enfrentó al agresor, lo que resultó en una condena de cinco años. Sin embargo, lo impactante es que Dayana ya ha cumplido tres años de su condena.

De acuerdo a Roberto Veras, esta historia plantea preguntas incómodas sobre la equidad y la integridad del sistema judicial. ¿Cómo es posible que un violador permanezca libre mientras la defensora de sus hijas cumple una condena por protegerlas? ¿Qué tipo de sociedad permite que la justicia sea manipulada por el poder del dinero?

Es imperativo que reflexionemos sobre estos eventos y cuestionemos la integridad de nuestro sistema legal. La verdad tras los hechos de Cabarete destapa una realidad cruda y nos insta a buscar respuestas y cambios que aseguren que la justicia prevalezca sobre la corrupción y el poder económico.

Welcome Back!

Login to your account below

Retrieve your password

Please enter your username or email address to reset your password.